Los Pastores

 

Los pastores eran buscados por el pueblo en los alrededores, y se contrataban como asalariados. No tenía un pueblo de origen, prácticamente no se sabía de donde procedían, pues eran como nómadas. Como no tenían propiedades ni casa vivían del salario que consistía en especies y dinero, el pueblo les cedía una casa mientras permanecían como pastores en el pueblo.

 

El pastor más famoso que recordemos fué el Sr. Silvino y la Sra. Celia, que estuvieron unos 40 años en Navamuel como pastores, anteriormente habían estado en el pueblo de Otero. Silvino tuvo 7 hijos que le ayudaban en las labores del pastoreo hasta que iban emigrando a las zonas industriales. Dicho pastor se jubiló en Navamuel.

 

Otro pastor famoso fue el Sr. Epifaneo y la Sra. Felilcísima que estuvo nueve años en el pueblo hasta que prácticamente no quedó ganadería.